Al estilo inglés

mayo 16, 2009

DSC00926Con motivo de un viaje casual que hice a Capital Federal el fin de semana pasado, anduve de visita por Gibraltar…un pintoresco pub inglés after-office en el barrio de San Telmo. Sé que hay otros comentarios en la net sobre este lugar, pero yo les voy a dejar mi impresión tanto de las cervezas como del establecimiento.

La idea de ir surgió ya que un amigo me propuso dar una vuelta por la tarde a beber algunas cervezas y de paso hacerme conocer : “un bar con mucha onda y donde además tienen Antares y otra que no recuerdo su nombre”  según sus palabras.

Llegamos y enseguida mis ojos se fueron al cartel que decía: “Kingston Scotch Ale Cask Conditioned” así que pensé rapidamente que esa era la que mi amigo mencionaba. Sin dudarlo encargamos unas cuantas pintas aprovechando el happy hour y algo de comida, a lo cual la mesera con un obvio acento inglés, pero respetable español,  nos sugirió gentilmente qué elegir para comer.

DSC00922La Kingston tenía buena espuma, aroma típico de una ale frutada, muy buen cuerpo y leve dulzor hacia el final. Me recordó mucho a las cervezas de Samuel Smith, sobre todo un retrogusto a madera que supongo tiene que ver el Cask Conditioned. Gasificación adecuada, un buen balance, y lo más importante para este tipo de cerveza: la temperatura era la justa !!!  Me sorprendió no encontrar algo en internet sobre esta cerveza tan simpática. Presté especial atención al tipo de sistema utilizado para tirarla, y ahí supuse que tal vez no esté hecha aquí en el país ya que la bomba manual tipo inglesa no es de uso muy común entre los cerveceros regionales.

Como parte del contraste, pedimos unas Antares Scotch que debo decir esta vez me decepcionó un poco ya que vino con demasiado gas, más seca que la Kingston y no me dejaba mucha sensación al paladar. Tal vez quise comparar el mismo estilo bajo diferente nombre, pero me dió la impresión de ser cervezas muy diferentes.  DSC00920

También probamos la Stone Stout, seca aunque en su punto justo para mi (no tanto como una Guinness por ejemplo), tostada con su notable aroma y sabor a café. Buen cuerpo y textura sedosa.

Los precios son muy adecuados (2x$16 de Kingston me parece un negocio excelente !!!) y la comida muy sabrosa también. La música es confortable y suave, sin mucha gente algo que me llamó la atención por ser sábado. La atención no es mala, sólo que uno mismo debe retirar las cervezas de la barra y ahi mismo pagarlas. Es un detalle menor y cuestión de acostumbrarse. La comida sí es servida en la mesa.
Un detalle gracioso es que el sector de fumadores está del otro lado del establecimiento y para llegar es necesario cruzar ……….por la cocina !!
Había más cervezas como Quilmes, Bud (sí, creo que son cervezas jajaja) y Antares Kölsch, sin embargo opté por media pinta de sidra Griffin muy refrescante y natural como cierre de la noche.

En fin, es un lugar super recomendable con mucho aire inglés (hasta el menú está en ese idioma), buena cerveza y comida, ideal para pasar el rato.

DSC00925

Anuncios